John Axelrod






[Back to press index]

15 Mar 2015
Los sonidos del Mediterráneo guiarán mi primer curso
el Correo de Andalucia

«Los sonidos del Mediterráneo guiarán mi primer curso»

John Axelrod prepara actualmente los contenidos de la primera temporada que la Sinfónica vivirá bajo su dirección. Promete entusiasmar al público y a los músicos, pero también avanza que regenerará el repertorio y trabajará siempre con la idea de ilusionar

Venecia, Moscú, Milán, Florencia, Salzburgo… El maestro John Axelrod mantiene esta temporada una frenética actividad concertística por toda Europa. Sin embargo, sabe que su designación como director titular de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla (ROSS) a partir de la temporada 2015/2016 le obligará a pasar mucho tiempo en la ciudad, centrándose en importantes frentes abiertos; mantener los estándares de excelencia interpretativa, la regeneración del repertorio, volver a reilusionar a los profesores de la orquesta, trabajar en la proyección internacional de la misma y coordinar su programa con el que Pedro Halffter, responsable del Teatro de la Maestranza, planteará por su lado. Al norteamericano no le asustan las altas expectativas depositadas en él, tiene un buen plan bajo el brazo y, de momento, la complicidad de los músicos. Esta es la primera entrevista que concede tras su nombramiento a un medio de comunicación
—¿Ha recibido alguna petición específica de los músicos de la ROSS tras su primer encuentro con ellos?
—Ya ha habido varias reuniones y conversaciones productivas con los músicos de la ROSS. Estoy agradecido de su ímpetu e ideas. Esta filosofía de «inclusión» ya ha creado un gran sentido de confianza y entusiasmo. He aprendido mucho de los retos pasados y metas futuras de los músicos y sus objetivos para lograr una excelencia musical. Por supuesto, hay que ser realistas y no todas las ideas se van a poder implantar, ni tampoco todos los solistas y directores en la lista de deseos pueden ser invitados debido, no sólo a la disponibilidad, sino también al presupuesto. Pero lo que es auténticamente importante es que el proceso de creación de una visión colectiva ofrece un futuro prometedor para la ROSS.

—¿Cómo organizará su tiempo y otros compromisos para la próxima temporada?
—Tengo una obligación contractual para un número de conciertos, así como la programación artística de la temporada. La inversión de tiempo es bastante intensa. También estoy dialogando con los músicos y administración de la ROSS las diferentes formas de aumentar nuestros patrocinios y apoyo a nuestra misión para la excelencia artística. Encontrar el equilibrio adecuado entre la estabilidad financiera y la calidad artística es mi principal objetivo y llevará su tiempo conquistarlo. No puedo garantizarle resultados pero puedo prometer mis mayores esfuerzos.

—¿Puede destacar alguna línea en la programación que ya haya diseñado para el curso 2015/2016?
—El tema principal será Los Sonidos del Mediterráneo. La mayoría de los programas tendrán o bien música de compositores de países del Mediterráneo, incluyendo compositores españoles y aniversarios, o música relacionada temáticamente a España y ésta región del Mediterráneo. Tras el reciente éxito en Sevilla del recital de Fazil Say como pianista, sería un punto destacado de la temporada incluir a Say como compositor también.

—¿Tiene pensado fijar su residencia en Sevilla como han hecho sus antecesores?
—Tengo el gran honor de ser el director artístico y musical de la ROSS y planeo pasar tanto tiempo en Sevilla como sea necesario para llevar a cabo mi mandato.

—¿Con qué directores y solistas invitados que no hayan pasado por el Maestranza le gustaría contar en el futuro?
—Lo que puedo asegurar a nuestro público es que el más alto nivel artístico será la prioridad de la ROSS. Quien actúe será lo menos importante frente a cómo se desarrolle la actuación. Si creemos en lo que estamos interpretando, eso será el mensaje más comunicativo y participativo.

—¿Invitará a directores asignados a la interpretación historicista?
—La ROSS no es una orquesta barroca o de algún periodo. Aunque haya un interés en la interpretación histórica, pienso que eso debe de permanecer en el ámbito de especialistas que puedan ser invitados por el Teatro.

—¿Ha podido verse o hablar con Pedro Halffter para coordinar algo del próximo curso?
—Siempre estoy abierto a reunirme con cualquiera, y tengo muchas ganas de continuar con la buena relación que Pedro [Halffter] y yo ya tenemos. Respeto su papel en determinar la actividad operística de la ROSS. Tanto los técnicos Rafael Gómez como Ana Esteban serán cruciales para llevar a cabo nuestras ideas. Y Remedios Navarro, como gerente de ambas instituciones, es de vital importancia para formar parte de las decisiones que se tomen sobre programación y comunicación.

—Una de las esperanzas que los músicos han depositado en usted es que les ayude a mejorar sus condiciones de trabajo. ¿En qué medida piensa usted entrar en el ámbito logístico y organizativo de la Orquesta?
—Las condiciones tanto de los ensayos como de las actuaciones, así como la consistencia artística y la dirección están intrínsecamente unidas. Como director artístico, estoy involucrado e informado sobre todos los temas que son de importancia para la orquesta y trabajaré, tanto con los músicos como con la parte administrativa, para proporcionar la más significativa experiencia musical que podamos.

—Con las dificultades del actual contexto económico, ¿cree que llevar a la orquesta de gira sea una prioridad?
—Giras de gran coste no son la prioridad ahora mismo. Lo importante ahora es prestar atención a nuestros objetivos musicales y financieros. Por supuesto, no diremos no si surgiese la oportunidad de una gira adecuada que dé la oportunidad a la ROSS de aumentar su perfil nacional e internacional. Pero creo que es la calidad de nuestra forma de hacer música la que atraiga y haga que surjan esas oportunidades.

—¿Qué compositores contemporáneos baraja programar tendrá en estos dos años que tiene por delante como director artístico?
—Una vez presentada la nueva temporada usted podrá ver el incremento en el compromiso con la música de nuestro tiempo. Es una nueva era. Creo que habrá un soplo de aire fresco en el repertorio de la Orquesta y que mejorará la experiencia musical de nuestro público.

—¿Le gustaría ofrecer un concierto debut con la ROSS antes de la temporada que viene?
—Lo hemos hablado, pero todavía tenemos que encontrar una fecha disponible. Ya habiendo dirigido a la ROSS anteriormente en dos ocasiones, lo que ha propiciado mi elección como director artístico, pienso que podemos centrarnos en la próxima temporada que comienza en septiembre, más que en tener prisa en meter un concierto en la presente temporada. Hay mucho por lo que valdrá la pena esperar y el buen ambiente se mantendrá.

—Las Orquestas son «organismos» en los que la cohesión es difícil de gestionar y mantener. ¿Cuál es la mejor enseñanza que recibió de Leonard Bernstein en este sentido, en cómo dirigir y mantener una buen ambiente de trabajo en las orquestas?
—La técnica tiene un 10% de importancia. El resto son las relaciones humanas. Esa fue la mayor lección aprendida. Para Lenny se trataba de amor. Cuando me dijo que yo seguiría sus pasos y sería director le pregunté por qué, él contestó que porque me gustan demasiado las personas. Las personas son el instrumento de los directores. Por eso la comunicación y el liderazgo son tan vitales para el bienestar de una orquesta. Una orquesta es un microcosmos empresarial. Puede ofrecer a empresarios una nueva perspectiva en técnicas de dirección. Pero lo más importante es motivar a los músicos que den lo mejor de sí. Ese es el ingrediente más importante.

 

http://elcorreoweb.es/2015/03/15/los-sonidos-del-mediterraneo-guiaran-mi-primer-curso/


Permalink : http://www.johnaxelrod.com/press_detail.php?Los-sonidos-del-Mediterraneo-guiaran-mi-primer-curso-155


HOME | BIOGRAPHY | PRESS | CALENDAR | DISCOGRAPHY | VIDEOS | PHOTOS | NEWSLETTER | PROJECTS | ROSS | CONTACT

© 2010-2013 John Axelrod. All rights reserved.